Los centros escolares son uno de los espacios públicos más sensibles y vulnerables en caso de desencadenarse un incendio al encontrarse en su interior un gran número de personas, en su gran mayoría niños.

Todos los centros escolares tienen la obligación de contar con un plan de autoprotección y de realizar simulacros de evacuación. Además, es muy recomendable que se realicen con los pequeños actividades didácticas de información y sensibilización sobre prevención de incendios y sobre la importancia de actuar con responsabilidad y siguiendo las pautas adecuadas en caso de verse obligados a realizar una evacuación para la salvaguarda de todas las personas. Las evacuaciones pueden deberse a una alarma por incendio, pero también a otras emergencias como un escape de gas, accidentes graves o amenazas de bomba.

El Código Técnico de la Edificación, las ordenanzas municipales y la Norma Básica de la Edificación es el marco normativo y técnico que determina las instalaciones y obligaciones en materia de prevención y extinción de incendios en colegios.

Algunas cuestiones básicas que ayudarán a la autoprotección en caso de incendio en este tipo de centros:

– Es importante que todos los colegios y centros educativos cuenten con un adecuado plan de prevención y extinción de incendios en función de las características y dimensiones del edificio, espacios anejos como salas polivalentes o pabellones y de sus espacios abiertos de esparcimiento.

– Mantener clara y en buen estado la señalética de emergencias (ubicación de puertas, extintores, etc…), planos de evacuación e itinerarios de salidas.

– Evitar colocar prendas o cualquier otro elemento en los radiadores o junto a puntos de calor.

– Evitar acumular o almacenar elementos químicos o altamente inflamables.

Formar adecuadamente a docentes y alumnos en medidas de autoprotección en caso de incendio, e informar sobre las pautas a seguir en caso de evacuación y sobre la importancia de realizar simulacros.

En caso de ponerse en marcha el plan de evacuación:

  • Evacuar con rapidez pero sin correr, manteniendo el orden y la calma.
  • No recoger objetos personales.
  • Atender en todo momento las instrucciones del docente o de técnicos o bomberos en caso de personarse.
  • No utilizar en ningún caso ascensores y evacuar el edificio pegados a las paredes.
  • Ayudar a alumnos con problemas de movilidad o que requieran ayuda.

Grupo Intasal, como empresa especializada en prevención y extinción de incendios de todo tipo de edificios y espacios públicos, ha desarrollado la ingeniería y los planes de distintos centros educativos.

Pide información sin compromiso: 876 66 33 00 / grupointasal@grupointasal.es

EnglishFrenchSpanish